Sin democracia la libertad es una quimera.

Octavio Paz

Nos ocupamos mucho de ser gentes de bien según la ley de Dios; no sabríamos serlo según nosotros mismos.

Michel Eyquem de Montaigne

Me gustaría ser valiente. Mi dentista asegura que no lo soy.

Jorge Luis Borges

¿Quién es, pues, el creador y padre de este Universo? Difícil es encontrarlo; y cuando se ha encontrado, imposible hacer que la multitud lo conozca.

Platón

La vida no pertenece al hombre. Le sobrepasa porque ha sido recibida de Dios. Es sagrada. Ningún hombre puede disponer de ella a su antojo.

Pablo VI

Yo siempre me pongo a dieta, igual que todas las semanas dejo de fumar.

Umberto Eco

La alegría más grande es la inesperada.

Sófocles

Todos los hombres nacen iguales, pero es la última vez que lo son.

Abraham Lincoln

Cuando estés en Roma, compórtate como los romanos.

San Agustín de Hipona

Todas las guerras son santas, os desafío a que encontréis un beligerante que no crea tener el cielo de su parte.

Jean Anouilh


Bertolt Brecht


Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años, y son muy buenos. Pero hay los que luchan toda la vida, esos son los imprescindibles.


Cuando la verdad sea demasiado débil para defenderse tendrá que pasar al ataque.


Muchos jueces son incorruptibles, nadie puede inducirlos a hacer justicia.


El que no sabe es un imbécil. El que sabe y calla es un criminal.


Las revoluciones se producen en los callejones sin salida.


Desgraciado el país que necesita héroes.


Cuando el delito se multiplica, nadie quiere verlo.


¡Alabad el árbol que desde la carroña sube jubiloso hacia el cielo!


El arte, cuando es bueno, es siempre entretenimiento.


Porque no me fío de él, somos amigos.



Bertolt Brecht

Bertolt Brecht, (1898-1956) Dramaturgo y poeta alemán.