Entre hombre y hombre no hay gran diferencia. La superioridad consiste en aprovechar las lecciones de la experiencia.

Tucídides

La creatividad se aprende igual que se aprende a leer.

Ken Robinson

El sentido común no es nada común.

Voltaire

Los hombres despiertos no tienen más que un mundo, pero los hombres dormidos tienen cada uno su mundo.

William Hazlitt

El amor es el poder iniciador de la vida; la pasión posibilita su permanencia.

Anónimo

La ciencia es el misticismo de los hechos; la verdad es que nadie sabe nada.

Leonid Andréiev

La naturaleza tiene perfecciones para demostrar que es imagen de Dios e imperfecciones para probar que sólo es una imagen.

Blaise Pascal

Converso con el hombre que siempre va conmigo. Quién habla solo, espera hablar con Dios un día.

Antonio Machado

Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón, porque de él emana vida.

Salomón

La suerte no es más que la habilidad de aprovechar las ocasiones favorables.

Orison Swett Marden


Benito Pérez Galdos


El verdadero amor, el sólido y durable, nace del trato; lo demás es invención de los poetas, de los músicos y demás gente holgazana.


Yo no tengo la culpa de que la vida se nutra de la virtud y del pecado, de lo hermoso y de lo feo.


El mal, en cualquier forma que tome dentro de lo humano, no tiene significación alguna para una alma fuerte, aplomada y segura de sí misma.


Dichoso el que gusta las dulzuras del trabajo sin ser su esclavo.


El miedo es la forma de nuestra subordinación a las leyes físicas.


Al amor no se le dictan leyes.


Asusta pensar que acaso las admiraciones más sinceras que tenemos son las de las personas que no nos han comprendido.


Que cada cual siga su inclinación, pues las inclinaciones suelen ser rayas o vías trazadas por un dedo muy alto, y nadie, por mucho que sepa sabe más que el destino.



Benito Pérez Galdos

Benito Pérez Galdos, (1843-1920) Escritor español.