Ceder a un vicio cuesta más que mantener una familia.

Honoré de Balzac

La naturaleza benigna provee de manera que en cualquier parte halles algo que aprender.

Leonardo Da Vinci

Es difícil decir quién hace el mayor daño: los enemigos con sus peores intenciones o los amigos con las mejores.

Edward George Bulwer-Lytton

Muerto el perro, se acabó la rabia.

Refrán

Proclamo en voz alta la libertad de pensamiento y muera el que no piense como yo.

Voltaire

La vida humana debe ser respetada y protegida de manera absoluta desde el momento de la concepción. Desde el primer momento de su existencia, el ser humano debe ver reconocidos sus derechos de persona, entre los cuales está el derecho inviolable de todo ser inocente a la vida.

Juan Pablo II

Los grandes hombres no son grandes a todas horas ni en todas las cosas.

Federico II

La mayor parte de los problemas del mundo se deben a la gente que quiere ser importante.

Thomas Stearns Eliot

Recuerda que eres tan bueno como lo mejor que hayas hecho en tu vida.

Billy Wilder

Si crees totalmente en ti mismo, no habrá nada que esté fuera de tus posibilidades.

Wayne W. Dyer


Epicuro de Samos


El que no considera lo que tiene como la riqueza más grande, es desdichado, aunque sea dueño del mundo.


La muerte es una quimera: porque mientras yo existo, no existe la muerte; y cuando existe la muerte, ya no existo yo.


Juzgamos mejores que los placeres muchos dolores porque se consigue para nosotros un placer mayor.


El hombre que no se contenta con poco, no se contenta con nada.


¿Quieres ser rico? Pues no te afanes en aumentar tus bienes, sino en disminuir tu codicia.


No ha de ser dichoso el joven, sino el viejo que ha vivido una hermosa vida.


¿Dioses? Tal vez los haya. Ni lo afirmo ni lo niego, porque no lo sé ni tengo medios para saberlo. Pero sé, porque esto me lo enseña diariamente la vida, que si existen ni se ocupan ni se preocupan de nosotros.


El placer es el bien primero. Es el comienzo de toda preferencia y de toda aversión. Es la ausencia del dolor en el cuerpo y la inquietud en el alma.


Así como el sabio no escoge los alimentos más abundantes, sino los más sabrosos, tampoco ambiciosa la vida más prolongada, sino la más intensa.


Una conducta desordenada se parece a un torrente invernal de corta duración.


Los bienes son para aquellos que saben disfrutarlos.


Debemos buscar a alguien con quien comer y beber antes de buscar algo que comer y beber, pues comer solo es llevar la vida de un león o un lobo.


Es impío no el que suprime a los Dioses, sino el que los conforma a las opiniones de los mortales.


La necesidad es un mal, no hay necesidad de vivir bajo el imperio de la necesidad.



Epicuro de Samos

Epicuro de Samos, (341 AC-270 AC) Filósofo griego.