Un hombre sin ética es una bestia salvaje soltada a este mundo.

Albert Camus

Todo hombre es como la Luna: con una cara oscura que a nadie enseña.

Mark Twain

Entre todos los vestidos que yo he visto poner al orgullo, el que más me subleva es el de la humildad.

Henry Mackenzie

El mundo podría existir muy bien sin la literatura, e incluso mejor sin el hombre.

Jean Paul Sartre

En la escala de lo cósmico sólo lo fantástico tiene posibilidades de ser verdadero.

Pierre Teilhard de Chardin

No vayas contra lo que es justo para conseguir el elogio de los demás.

Lao-tsé

La traición la emplean únicamente aquellos que no han llegado a comprender el gran tesoro que se posee siendo dueño de una conciencia honrada y pura.

Vicente Espinel

Una vez descartado lo imposible, lo que queda, por improbable que parezca, debe ser la verdad.

Sir Arthur Conan Doyle

Hacer felices a otros hombres: no hay nada mejor ni más bello.

Ludwig van Beethoven

Sé firme como una torre, cuya cúspide no se doblega jamás al embate de los tiempos.

Dante Alighieri


Edmund Burke


Agradar cuando se recaudan impuestos y ser sabio cuando se ama son virtudes que no han sido concedidas a los hombres.


El amor celoso enciende su antorcha en el fuego de las furias.


La sociedad humana constituye una asociación de las ciencias, las artes, las virtudes y las perfecciones. Como los fines de la misma no pueden ser alcanzados en muchas generaciones, en esta asociación participan no sólo los vivos, sino también los que han muerto y los que están por nacer.


Las personas que nunca se preocupan por sus antepasados jamás mirarán hacia la posteridad.


Ningún grupo puede actuar con eficacia si falta el concierto; ningún grupo puede actuar en concierto si falta la confianza; ningún grupo puede actuar con confianza si no se halla ligado por opiniones comunes, afectos comunes, intereses comunes.


Hay un límite en que la tolerancia deja de ser virtud.


La libertad abstracta, al igual que otras simples abstracciones, no puede ser encontrada.


Nunca puedes planear el futuro a través del pasado.


La superstición es la religión de las mentes débiles.


El pueblo no renuncia nunca a sus libertades sino bajo el engaño de una ilusión.


La tiranía de una multitud es una tiranía multiplicada.


El favoritismo nos grava más pesadamente que muchos millones de deuda.


Para que triunfe el mal, sólo es necesario que los buenos no hagan nada.


El que lucha contra nosotros nos refuerza los nervios y perfecciona nuestra habilidad.



Edmund Burke

Edmund Burke, (1729-1797) Político y escritor irlandés.