La palabra es mitad de quien la pronuncia, mitad de quien la escucha.

Michel Eyquem de Montaigne

Nadie se desembaraza de un hábito o de un vicio tirándolo de una vez por la ventana; hay que sacarlo por la escalera, peldaño a peldaño.

Mark Twain

Hay una ley de vida, cruel y exacta, que afirma que uno debe crecer o, en caso contrario, pagar más por seguir siendo el mismo.

Norman Mailer

Unos por otros y la casa sin barrer.

Refrán

El que no tiene celos no está enamorado.

San Agustín de Hipona

Hay algo que Dios ha hecho mal. A todo le puso límites menos a la tontería.

Konrad Adenauer

El arte, cuando es bueno, es siempre entretenimiento.

Bertolt Brecht

La muerte es el remedio de todos los males; pero no debemos echar mano de éste hasta última hora.

Molière

¿Por qué he de preocuparme? No es asunto mío pensar en mi. Asunto mío es pensar en Dios. Es cosa de Dios pensar en mi.

Simone Weil

Las almas ruines sólo se dejan conquistar con presentes.

Sócrates


Hesíodo


Una mala reputación es una carga, ligera de levantar, pesada de llevar, difícil de descargar.


Desdichado el que duerme en el mañana.


El castigo entra en el corazón del hombre desde el momento en que comete el crimen.


La vergüenza viene en ayuda de los hombres o los envilece.


Sé prudente. Lo mejor en todo es escoger la ocasión.


No es el trabajo lo que envilece, sino la ociosidad.


No seas compañero de los malos ni calumniador de los buenos.


Si añades un poco a lo poco y lo haces así con frecuencia, pronto llegará a ser mucho.


La fama es peligrosa, su peso es ligero al principio, pero se hace cada vez mas pesado el soportarlo y difícil de descargar.


La educación ayuda a la persona a aprender a ser lo que es capaz de ser.


Si hablas mal, se hablará de ti peor.


El hambre es la compañera inseparable del perezoso.



Hesíodo

Hesíodo, (S. VIII AC-?) Poeta griego.