Definitivamente habrá que rendirse a la evidencia de que este mundo está loco.

Sacha Guitry

La nada es un infinito que nos envuelve: venimos de allá y allá nos volveremos. La nada es un absurdo y una certeza; no se puede concebir, y, sin embargo, es.

Anatole France

Quien discute sobre si se puede matar a la propia madre no merece argumentos sino azotes.

Aristóteles

Hemos olvidado que nuestra única meta es vivir y que vivir lo hacemos cada día y que en todas las horas de la jornada alcanzamos nuestras verdadera meta si vivimos... Los días son frutos y nuestro papel es comerlos.

Jean Giono

En este mundo de información, de técnica, el pobre está marginado del circuito económico.

Gustavo Gutierrez Merino

Mientras que para la sociedad no existe mayor pecado que la vida contemplativa, los más cultos opinan que la contemplación es la ocupación natural del hombre.

Oscar Wilde

Nunca se debe mirar a una persona que duerme. Es como sí abriéramos una carta que no ha sido dirigida a nosotros.

Sacha Guitry

Creo que el odio es un sentimiento que sólo puede existir en ausencia de toda inteligencia.

Tennessee Williams

Nunca vaciles en tender la mano; nunca titubees en aceptar la mano que otro te tiende.

Juan XXIII

¿La envidia, el odio, la lujuria?, todas esas pasiones han sido arrojadas del alma para que ésta no sea sino una pieza de hielo?

Henry Moore

Mahatma Gandhi


Los grilletes de oro son mucho peor que los de hierro.


No escuches a los amigos cuando el amigo interior dice: ¡Haz esto!


La tristeza de la separación y de la muerte es el más grande de los engaños.


Dios no ha creado fronteras. Mi objetivo es la amistad con el mundo entero.


No me gusta la palabra tolerancia, pero no encuentro otra mejor. El amor empuja a tener, hacia la fe de los demás, el mismo respeto que se tiene por la propia.


Ganamos justicia más rápidamente si hacemos justicia a la parte contraria.


Correrán ríos de sangre antes de que conquistemos nuestra libertad, pero esa sangre deberá ser la nuestra.


Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa.


Si no tenemos miedo de los hombres y buscamos sólo la verdad de Dios, estoy seguro de que todos podremos ser sus mensajeros. En lo que a mi respecta, creo sinceramente que respondo a estas dos condiciones.


Uno debe ser tan humilde como el polvo para poder descubrir la verdad.


La causa de la libertad se convierte en una burla si el precio a pagar es la destrucción de quienes deberían disfrutar la libertad.


La verdad es totalmente interior. No hay que buscarla fuera de nosotros ni querer realizarla luchando con violencia con enemigos exteriores.


El hombre no posee el poder de crear vida. No posee tampoco, por consiguiente, el derecho a destruirla.


Cuando todos te abandonan, Dios se queda contigo.


¿La civilización Occidental? Bueno, sería una excelente idea.


Si quieres cambiar al mundo, cámbiate a ti mismo.


Entiendo por religión, no ya un conjunto de ritos y costumbres, sino lo que está en el origen de todas las religiones, poniéndonos cara a cara con el Creador.


La muerte no es más que un sueño y un olvido.


Cuanto más la practico, con mayor claridad advierto lo lejos que estoy de la plena expresión de la no violencia en mi vida.


Un error no se convierte en verdad por el hecho de que todo el mundo crea en él.


Dicen que soy héroe, yo débil, tímido, casi insignificante, si siendo como soy hice lo que hice, imagínense lo que pueden hacer todos ustedes juntos.


Ojo por ojo y todo el mundo acabará ciego.


Realmente soy un soñador práctico; mis sueños no son bagatelas en el aire. Lo que yo quiero es convertir mis sueños en realidad.


La violencia es el miedo a los ideales de los demás.


Me opongo a la violencia, porque cuando parece causar el bien éste sólo es temporal, el mal que causa es permanente.


Lo más atroz de las cosas malas de la gente mala es el silencio de la gente buena.


La tarea que enfrentan los devotos de la no violencia es muy difícil, pero ninguna dificultad puede abatir a los hombres que tienen fe en su misión.


Quisiera sufrir todas las humillaciones, todas las torturas, el ostracismo absoluto y hasta la muerte, para impedir la violencia.


Puesto que yo soy imperfecto y necesito la tolerancia y la bondad de los demás, también he de tolerar los defectos del mundo hasta que pueda encontrar el secreto que me permita ponerles remedio.


Nadie puede hacer el bien en un espacio de su vida, mientras hace daño en otro. La vida es un todo indivisible.


La verdad jamás daña a una causa que es justa.


El nacimiento y la muerte no son dos estados distintos, sino dos aspectos del mismo estado.


El conocimiento profundo de las religiones permite derribar las barreras que las separan.


¿Qué es la verdad? Pregunta difícil, pero la he resuelto en lo que a mi concierne diciendo que es lo que te dice tu voz interior.


Un país, una civilización se puede juzgar por la forma en que trata a sus animales.


No debemos perder la fe en la humanidad que es como el océano: no se ensucia porque algunas de sus gotas estén sucias.


Aquellas personas que no están dispuestas a pequeñas reformas, no estarán nunca en las filas de los hombres que apuestan a cambios trascendentales.


Todo lo que se come sin necesidad se roba al estómago de los pobres.


Si hay violencia en nuestros corazones, es mejor ser violentos que ponernos el manto de la no violencia para encubrir la impotencia.


Para una persona no violenta, todo el mundo es su familia.


Imperfecto como soy, comencé con hombres y mujeres imperfectos, por un océano sin rutas.


Estoy comprometido con la verdad, no con la consistencia.


No hay camino para la paz, la paz es el camino.


Ante las injusticias y adversidades de la vida... ¡calma!.


Lo que se obtiene con violencia, solamente se puede mantener con violencia.


No se nos otorgará la libertad externa más que en la medida exacta en que hayamos sabido, en un momento determinado, desarrollar nuestra libertad interna.


Lo mismo que un árbol tiene una sola raíz y múltiples ramas y hojas, también hay una sola religión verdadera y perfecta, pero diversificada en numerosas ramas, por intervención de los hombres.


Los medios violentos nos darán una libertad violenta.


Mi arma mayor es la plegaria muda.


La plegaria es la primera y la última lección para aprender el noble y bravío arte de sacrificar el ser en los variados senderos de la vida.


El verdadero progreso social no consiste en aumentar las necesidades, sino en reducirlas voluntariamente; pero para eso hace falta ser humildes.


No dejes que se muera el sol sin que hayan muerto tus rencores.


Casi todo lo que realice será insignificante, pero es muy importante que lo haga.


El que retiene algo que no necesita es igual a un ladrón.


Los medios impuros desembocan en fines impuros.


La voz interior me dice que siga combatiendo contra el mundo entero, aunque me encuentre solo. Me dice que no tema a este mundo sino que avance llevando en mí nada más que el temor a Dios.


La plegaria no es un entretenimiento ocioso para alguna anciana. Entendida y aplicada adecuadamente, es el instrumento más potente para la acción.


Imagino que sé lo que significa vivir y morir como no violento. Pero me falta demostrarlo mediante un acto perfecto.


En cuanto alguien comprende que obedecer leyes injustas es contrario a su dignidad de hombre, ninguna tiranía puede dominarle.


Si la muerte no fuera el preludio a otra vida, la vida presente sería una burla cruel.


Nunca hay que pactar con el error, aun cuando aparezca sostenido por textos sagrados.


La verdadera educación consiste en obtener lo mejor de uno mismo. ¿Qué otro libro se puede estudiar mejor que el de la Humanidad?


La humanidad no puede liberarse de la violencia más que por medio de la no violencia.


El capital no es un mal en sí mismo, el mal radica en su mal uso.




Mahatma Gandhi, (1869-1948) Político y pensador indio.