La buena conciencia sirve de almohada.

John Ray

Todo hombre paga su grandeza con muchas pequeñeces, su victoria con muchas derrotas, su riqueza con múltiples quiebras.

Giovanni Papini

Las palabras son sólo piedras puestas atravesando la corriente de un río. Si están allí es para que podamos llegar al otro margen, el otro margen es lo que importa.

José Saramago

Son los ímpetus de las pasiones deslizadores de la cordura, y allí es el riesgo de perderse.

Baltasar Gracián

De hombres es equivocarse; de locos persistir en el error.

Marco Tulio Cicerón

No hay mejor medida de lo que una persona es que lo que hace cuando tiene completa libertad de elegir.

William M. Bulger

No nos hacemos libres por negarnos a aceptar nada superior a nosotros, sino por aceptar lo que está realmente por encima de nosotros.

Johann Wolfgang Goethe

Los hijos, cuando son pequeños, entontecen a sus padres; cuando son mayores, los enloquecen.

Proverbio inglés

El amor es un crimen que no puede realizarse sin cómplice.

Charles Baudelaire

La experiencia nos ha demostrado que a la persona no le resulta nada más difícil de dominar que su lengua.

Baruch Benedict Spinoza

Franz Kafka


La literatura es siempre una expedición a la verdad.


A partir de cierto punto no hay retorno. Ese es el punto que hay que alcanzar.


Todo el conocimiento, la totalidad de preguntas y respuestas se encuentran en el perro.


No desesperes, ni siquiera por el hecho de que no desesperas. Cuando todo parece terminado, surgen nuevas fuerzas. Esto significa que vives.


En tu lucha contra el resto del mundo te aconsejo que te pongas del lado del resto del mundo.


La desgracia de Don Quijote no fue su fantasía, sino Sancho Panza.


El gesto de amargura del hombre es, con frecuencia, sólo el petrificado azoramiento de un niño.




Franz Kafka, (1883-1924) Escritor checoslovaco.