Ningún hombre es tan tonto como para desear la guerra y no la paz; pues en la paz los hijos llevan a sus padres a la tumba, en la guerra son los padres quienes llevan a los hijos a la tumba.

Heródoto de Halicarnaso

La opinión de toda una multitud es siempre más creíble que la de una minoría.

Miguel de Unamuno

Da lo que mandas y manda lo que quieras.

San Agustín de Hipona

El sol brilla en todas partes, pero algunos no ven más que sus sombras.

Arthur Helps

¿Crees en Dios? Si crees en él, existe; si no crees, no existe.

Máximo Gorki

Un idealista es un hombre que, partiendo de que una rosa huele mejor que una col, deduce que una sopa de rosas tendría también mejor sabor.

Ernest Hemingway

Los que aprueban una opinión, la llaman opinión; pero los que la desaprueban la llaman herejía.

Thomas Hobbes

Las dos más importantes palabras del idioma inglés son: cheque adjunto.

Dorothy Parker

El respeto de sí mismo es, después de la religión, el principal freno de los vicios.

Francis Bacon

Todos quieren la paz, y para asegurarla, fabrican más armas que nunca.

Antonio Mingote


San Pablo


No hay poder que no venga de Dios.


No te damos una sierva, sino una compañera.


Veo los peligros de la vida presente; peligro en el mar, peligro en la tierra y peligro en los falsos hermanos.


A los puros todas las cosas les parecen puras.



San Pablo

San Pablo, (10-62) Primer teólogo del cristianismo y el más important