Los senos de la mujer son la única persistencia del hombre; los coge al nacer y ya no los suelta hasta morir de viejo.

Enrique Jardiel Poncela

Los hechos no dejan de existir sólo porque sean ignorados.

Thomas Henry Huxley

El que sabe no habla, el que habla no sabe.

Lao-tsé

Todos los libros pueden dividirse en dos clases: libros del momento y libros de todo momento.

John Ruskin

La soledad es patrimonio de la edad adulta.

Mika Waltari

El gobierno no descansa en la fuerza, el gobierno es la fuerza; descansa en el consentimiento, o en una concepción de la justicia.

Gilbert Keith Chesterton

La gloria o el mérito de algunos hombres es escribir bien; la de otros no escribir nada.

Jean de la Bruyere

Después de la propia sangre, lo mejor que el hombre puede dar de sí mismo es una lágrima.

Alphonse de Lamartine

Lo más profundo del hombre es su piel.

Paul Ambroise Valéry

El mejor matrimonio sería aquel que reuniese a una mujer ciega con un marido sordo.

Michel Eyquem de Montaigne

Johann Wolfgang Goethe

No hablaríamos tanto en sociedad si nos diéramos cuenta del poco caso que hacen los demás de lo que decimos.



Johann Wolfgang Goethe, (1749-1832) Poeta y dramaturgo alemán.