El abogado es un hábil caballero que se ocupa de cuidar nuestros bienes de nuestros enemigos para poder quedárselos él.

Lord Brougham

El dinero es un estiércol estupendo como abono, lo malo es que muchos lo toman por la cosecha.

Joseph Joubert

Sólo una cosa es más dolorosa que aprender de la experiencia, y es, no aprender de la experiencia.

Laurence Johnston Peter

Toda pulgada cúbica de espacio es un milagro.

Walt Whitman

El gran estilo nace cuando lo bello obtiene la victoria sobre lo enorme.

Friedrich Nietzsche

¡La ambición! Inmortal óleo divino con que Dios purifica el barro humano.

Francisco Villaespesa

El progreso de la medicina nos depara el fin de aquella época liberal en la que el hombre aún podía morirse de lo que quería.

Stanislaw Jerzy Lec

Los periódicos en España se hacen, en primer lugar para que los lean los periodistas; luego los banqueros; más tarde, para que el poder tiemble y, por último e inexistente término, para que los hojee el público.

Antonio Fraguas Forges

Los iconoclastas hicieron muchas más estatuas de las que destruyeron.

Gilbert Keith Chesterton

El trabajo que nunca se empieza es el que tarda más en finalizarse.

J. R. R. Tolkien

San Agustín de Hipona

Si precisas una mano, recuerda que yo tengo dos.


San Agustín de Hipona

San Agustín de Hipona, (354-430) Obispo y filósofo.