Al tratar del Estado debemos recordar que sus instituciones no son aborígenes, aunque existieran antes de que nosotros naciéramos; que no son superiores al ciudadano; que cada una de ellas ha sido el acto de un solo hombre, pues cada ley y cada costumbre ha sido particular; que todas ellas son imitables y alterables, y que nosotros las podemos hacer igualmente buenas o mejores.

Ralph Waldo Emerson

Muy frágil es la belleza.

Ovidio

Yo amo a los hombres no porque son hombres, sino porque no son mujeres.

Cristina II

El amor, a quien pintan ciego, es vidente y perspicaz porque el amante ve cosas que el indiferente no ve y por eso ama.

José Ortega y Gasset

La libertad está en ser dueños de la propia vida.

Platón

Contra el vicio de pedir hay la virtud de no dar.

Refrán

Buena cosa es tener amigos, pero mala el tener necesidad de ellos.

Anónimo

En el sueño se revela el problema vital de un individuo en forma simbólica.

Alfred Adler

La fortuna no está hecha para los poltrones y para alcanzarla, antes que mantenerse bien sentado hay que correr tras ella.

Plutarco

Si falta la diplomacia, recurrid a la mujer.

Carlo Goldoni

Refrán

Quien tiene tejado de vidrio, no tire piedras al de su vecino.


Refrán

Refrán,