El falso amigo es como la sombra que nos sigue mientras dura el sol.

Carlo Dossi

Más mató la cena que sanó Avicena.

Refrán

No hay en el mundo cosa más cara que la que con ruegos se compra.

Fray Antonio de Guevara

La cortesía es como el aire de los neumáticos: no cuesta nada y hace más confortable el viaje.

Cruzalta

Sólo cerrando las puertas detrás de uno se abren ventanas hacia el porvenir.

Françoise Sagan

No hay alma, por poco noble que sea, que permanezca tan aferrada a los objetos de los sentidos que, a veces, no se aparte de ellos para desear un bien mayor.

René Descartes

¿Quién puede vanagloriarse de no tener defectos? Examinando los suyos, aprenda cada uno a perdonar los de los demás.

Pietro Metastasio

Yo no dejaría nada a un hombre de acción, pues se vería tentado a dejar de trabajar, por otro lado, me gustaría ayudar a los soñadores ya que les resulta difícil conseguirlo en la vida.

Alfred Nobel

Afortunado en el juego, desgraciado en amores.

Refrán

Hay quien me niega el derecho de hablar de Dios, porque no creo. Y yo digo que tengo todo el derecho del mundo. Quiero hablar de Dios porque es un problema que afecta a toda la humanidad.

José Saramago

Gilbert Keith Chesterton

La cosa más práctica e importante en un hombre es su concepto del Universo.



Gilbert Keith Chesterton, (1874-1936) Escritor británico.