El tiempo no es sino la corriente en la que estoy pescando.

Henry David Thoreau

La victoria es por naturaleza insolente y arrogante.

Marco Tulio Cicerón

La pobreza consiste en sentirse pobre.

Ralph Waldo Emerson

No hay mayor causa de llanto que no poder llorar.

Lucio Anneo Séneca

Si pretendes y te esfuerzas en agradar a todos, acabarás por no agradar a nadie.

Arturo Graf

Muy frecuentemente las lágrimas son la última sonrisa del amor.

Stendhal

Un beso legal nunca vale tanto como un beso robado.

Guy de Maupassant

Mucha buena gente que sería incapaz de robarnos el dinero, nos roba sin escrúpulo alguno el tiempo que necesitamos para ganarlo.

Jacinto Benavente

Es preciso elevarse con las alas del entusiasmo. Si se razona, no se volará jamás.

Anatole France

Lo que las leyes no prohíben, puede prohibirlo la honestidad.

Lucio Anneo Séneca

Gilbert Keith Chesterton

El mundo moderno está lleno de hombres que sostienen dogmas con tanta firmeza, que ni siquiera se dan cuenta de que son dogmas.



Gilbert Keith Chesterton, (1874-1936) Escritor británico.