La verdadera ciencia enseña, por encima de todo, a dudar y a ser ignorante.

Miguel de Unamuno

La religión debería servir más para dar ánimos a los buenos que para aterrorizar a los malos.

Arturo Graf

La vida pasa y el ser, como la bellota, como el niño, o a veces como el adulto, no advierte ese movimiento, ni lo impulsa ni lo estorba.

Leon Tolstoi

La vida es fascinante: sólo hay que mirarla a través de las gafas correctas.

Alejandro Dumas

No hay peor sordo que el que no puede oír; pero hay otro peor, aquél que por una oreja le entra y por otra se le va.

Baltasar Gracián

La desgracia es la comadrona de las virtudes.

Louis de Jaucourt

El mundo es una comedia para los que piensan y una tragedia para los que sienten.

Sir Hugh Seymour Walpole

Si te casas lo lamentarás. Si no te casas, también lo lamentarás.

Sören Aabye Kierkegaard

El destino puede seguir dos caminos para causar nuestra ruina: rehusarnos el cumplimiento de nuestros deseos y cumplirlos plenamente.

Henry F. Amiel

Si quieres conocer a una persona, no le preguntes lo que piensa sino lo que ama.

San Agustín de Hipona

William Shakespeare

La juventud, aun cuando nadie la combata, halla en sí misma su propio enemigo.



William Shakespeare, (1564-1616) Escritor británico.