Que el cielo exista, aunque nuestro lugar sea el infierno.

Jorge Luis Borges

Cada hora hiere, la última acaba con nosotros.

Théophile Gautier

El hombre más fuerte del mundo es el que está más solo.

Henrik Johan Ibsen

A nadie cuesta más que a aquel que mucho desea.

Santiago Ramón y Cajal

Una idea es verdad cuando aún no se ha impuesto.

Eugene Ionesco

La superstición en que fuimos educados conserva su poder sobre nosotros aun cuando lleguemos a no creer en ella.

Gotthold Ephraim Lessing

La filosofía responde a la necesidad de hacernos una concepción unitaria y total del mundo y de la vida.

Miguel de Unamuno

Cuanto más siniestros son los deseos de un político, más pomposa, en general, se vuelve la nobleza de su lenguaje.

Aldous Huxley

Un buen amigo es aquel para el cual nuestra vida no tiene secretos y a pesar de todo nos aprecia.

León Daudí

No digáis que, agotado su tesoro, de asuntos falta, enmudeció la lira: podrá no haber poetas pero siempre habrá poesía.

Gustavo Adolfo Bécquer

Michel Eyquem de Montaigne

Las leyes mantienen su crédito no porque sean justas, sino porque son leyes.



Michel Eyquem de Montaigne, (1533-1592) Escritor y filósofo francés.