En los momentos de ansiedad, no tratéis de razonar, pues vuestro razonamiento se volverá contra vosotros mismos; es mejor que intentéis hacer esas elevaciones y flexiones de brazos que se enseñan ahora en todas las escuelas; el resultado os asombrará. Así, el profesor de filosofía os envía al de gimnasia.

Alain

La música es un eco del mundo invisible.

Giuseppe Mazzini

Nunca la persona llega a tal grado de perfección como cuando llena un impreso de solicitud de trabajo.

Anónimo

Para hacerse oír, a veces hay que cerrar la boca.

Stanislaw Jerzy Lec

En una época de engaño universal decir la verdad es un acto revolucionario.

George Orwell

Los hijos, cuando son pequeños, entontecen a sus padres; cuando son mayores, los enloquecen.

Proverbio inglés

Si no tienes sentido del humor, estás a merced de los demás.

William Rotsler

En la morfología del ser femenino, acaso no haya figuras más extrañas que las de Judit y Salomé, las dos mujeres que van con dos cabezas cada una: la suya y la cortada.

José Ortega y Gasset

Estas páginas accesorias con las que suele ser costumbre presentar las nuevas salidas de los libros, se agostan sobre la marcha y con ellas no valen vitaminas, ni testovirones, ni paños calientes.

Camilo José Cela

Un pariente pobre es siempre un pariente lejano.

Alfred d' Houdetot

Lucio Anneo Séneca

Mostrarse asustado sin motivo aparente es dar a conocer que se tiene razón de temer.


Lucio Anneo Séneca

Lucio Anneo Séneca, (2 AC-65) Filósofo latino.