La moral descansa naturalmente en el sentimiento.

Anatole France

Nada hay tan dulce como la patria y los padres propios, aunque uno tenga en tierra extraña y lejana la mansión más opulenta.

Homero

No hay que vender la piel del oso antes de haberlo matado.

Refrán

Lo maravilloso de la guerra es que cada jefe de asesinos hace bendecir sus banderas e invocar solemnemente a Dios antes de lanzarse a exterminar a su prójimo.

Voltaire

En asuntos de amor los locos son los que tienen más experiencia. De amor no preguntes nunca a los cuerdos; los cuerdos aman cuerdamente, que es como no haber amado nunca.

Jacinto Benavente

Cuando saltes de alegría, cuida de que nadie te quite la tierra debajo de los pies.

Stanislaw Jerzy Lec

Jamás en la vida encontraréis ternura mejor y más desinteresada que la de vuestra madre.

Honoré de Balzac

Las horas que limando están los días que royendo están los años.

Luis de Góngora y Argote

Cuanto más nos inclina la naturaleza a los placeres, tanto más propensos somos a la licencia que a la decencia.

Aristóteles

Creer posible algo es hacerlo cierto.

Friedrich Hebbel

Si en la otra vida no hubiera música, habría que importarla.


Doménico Cieri Estrada

Doménico Cieri Estrada, (1954-?) Escritor mexicano.