Señor, las tristezas no se hicieron para las bestias, sino para los hombres; pero si los hombres las sienten demasiado, se vuelven bestias.

Miguel de Cervantes Saavedra

Los corazones duros se vencen con súplicas blandas.

Tiberio

Confiar en todos es insensato; pero no confiar en nadie es neurótica torpeza.

Juvenal

Los celos son siempre el instrumento certero que destruye la libertad interior y elimina en la compañía toda la felicidad posible.

Gregorio Marañón

Las revoluciones se producen en los callejones sin salida.

Bertolt Brecht

Dejemos a los envidiosos la tarea de proferir injurias y a los necios la de contestarlas.

Louis Emmanuel Dupaty

Hay mucho que decir en favor del periodismo moderno. Al darnos las opiniones de los ignorantes, nos mantiene en contacto con la ignorancia de la comunidad.

Oscar Wilde

La naturaleza ha hecho al hombre feliz y bueno, pero la sociedad lo deprava y lo hace miserable.

Jean Jacques Rousseau

Tener razón demasiado pronto es lo mismo que equivocarse.

Marguerite Yourcenar

Yo he vivido porque he soñado mucho.

Amado Nervo

Lucio Anneo Séneca

No nos atrevemos a muchas cosas porque son difíciles, pero son difíciles porque no nos atrevemos a hacerlas.


Lucio Anneo Séneca

Lucio Anneo Séneca, (2 AC-65) Filósofo latino.