Nada es más fácil que censurar a los muertos.

Julio César

Ni siquiera un dios puede cambiar en derrota la victoria de quien se ha vencido a sí mismo.

Buda

La vida es demasiado corta para dedicarse al ajedrez.

Lord Byron

El tedio es una enfermedad del entendimiento que no acontece sino a los ociosos.

Concepción Arenal

Una buena capa todo lo tapa.

Refrán

Todos aquellos planes que no sean trazados plenamente según todas las disposiciones del género, tienen que fracasar.

Novalis

Ningún crítico es más capaz que yo de percibir claramente la desproporción que existe entre los problemas y la solución que les aporto.

Sigmund Freud

Ningún favor produce una gratitud menos permanente que el don de la libertad, especialmente entre aquellos pueblos que están dispuestos a hacer mal uso de ella.

Tito Livio

Nadie llegó a la cumbre acompañado por el miedo.

Publio Siro

Si nos alejamos de Dios, ¿quién nos garantiza que un día un poder humano no reivindique de nuevo el derecho a decidir qué vida humana vale y cuál no vale?

Juan Pablo II

San Agustín de Hipona

Dios, que te creó sin ti, no te salvará sin ti.


San Agustín de Hipona

San Agustín de Hipona, (354-430) Obispo y filósofo.