Yo no sé quien fue mi abuelo; me importa mucho más saber quien será su nieto.

Abraham Lincoln

Ningún hombre conoce lo malo que es hasta que no ha tratado de esforzarse por ser bueno. Sólo podrás conocer la fuerza de un viento tratando de caminar contra él, no dejándote llevar.

Clive Staples Lewis

Gobernar dentro de un régimen democrático sería mucho más fácil si no hubiera que ganar constantemente elecciones.

Georges Benjamin Clemenceau

Confesamos nuestros pequeños defectos para persuadirnos de que no tenemos otros mayores.

François de la Rochefoucauld

Si la juventud es un defecto, es un defecto del que nos curamos demasiado pronto.

James Russell Lowell

Cuando no se ha sabido vivir, menos aún puede saberse morir.

Joseph Sanial-Dubay

El amor nace de nada y muere de todo.

Jean Baptiste Alphonse Karr

Yo escribo para quienes no pueden leerme. Los de abajo, los que esperan desde hace siglos en la cola de la historia, no saben leer o no tienen con qué.

Eduardo Galeano

Vivimos en el mundo cuando amamos. Sólo una vida vivida para los demás merece la pena ser vivida.

Albert Einstein

Nuestra naturaleza está en la acción. El reposo presagia la muerte.

Lucio Anneo Séneca

Jorge Luis Borges

¿De qué otra forma se puede amenazar que no sea de muerte? Lo interesante, lo original, sería que alguien lo amenace a uno con la inmortalidad.



Jorge Luis Borges, (1899-1986) Escritor argentino.