El hombre vive en un mundo en el que cada ocurrencia está cargada con ecos y reminiscencias de lo que ha ocurrido antes. Cada acontecimiento es un recordatorio.

John Dewey

No he logrado nada solo. Millones de personas en todo el mundo ansiaban la paz. Por eso digo que no hay que minusvalorar el poder de la oración.

Kofi Annan

Mi dinamita conducirá a la paz más pronto que mil convenciones mundiales. Tan pronto como los hombres se den cuenta de que, en un instante, ejércitos enteros pueden ser totalmente destruidos, seguramente pactarán una paz dorada.

Alfred Nobel

La paciencia es amarga, pero sus frutos son dulces.

Jean Jacques Rousseau

Quien daña el saber, homicida es de sí mismo.

Pedro Calderón de la Barca

El pecado ofende a Dios lo que perjudica al hombre.

Santo Tomás de Aquino

La victoria pertenece al más perseverante.

Napoleón Bonaparte

Nuestra sociedad es masculina, y hasta que no entre en ella la mujer no será humana.

Henrik Johan Ibsen

Da lo que mandas y manda lo que quieras.

San Agustín de Hipona

Presta el oído a todos, y a pocos la voz. Oye las censuras de los demás; pero reserva tu propia opinión.

William Shakespeare

Francisco de Quevedo

El amor a la patria siempre daña a la persona.



Francisco de Quevedo, (1580-1645) Escritor español.